Cubanálisis   El Think-Tank

CUBA EN LA PRENSA MUNDIAL

 

En esta Sección se reproducen, para información de los lectores, artículos que tratan el tema cubano. La reproducción en esta Sección no significa que necesariamente compartimos los criterios del autor.

 

Relaciones Cuba-Corea del Sur, ¿una traición para Pyongyang?

 

Cuba firma cooperación con Seúl, mientras que representantes del Norte ven como traición el deshielo de La Habana con Washington.

 

Martínoticias

 

Las Cámaras de Comercio de Cuba y Corea del Sur, dos países que no tienen relaciones diplomáticas, firmaron el lunes un acuerdo de cooperación que podría ser el comienzo de un eventual distanciamiento entre los gobiernos comunistas de la isla y de Corea del Norte.

 

El acuerdo sienta las bases de la cooperación económica bilateral, que supone otro avance en el interés mostrado por ambos países en la normalización de las relaciones diplomáticas interrumpidas desde hace más de medio siglo.

 

La posición reconciliatoria de Seúl es una positiva consecuencia del deshielo entre Washington y La Habana, pero a la vez supone un predecible tsunami de cara a los vínculos entre la isla y la extremista Corea del Norte.

 

Un comunicado divulgado por Seúl explicó que ambas partes acordaron compartir información sobre los negocios, así como intercambio empresarial y foros conjuntos.

 

El funcionario Orlando Hernández Guillén, que lidera la delegación cubana, buscará incentivar a empresarios surcoreanos a invertir en Cuba, como parte de la ofensiva de la isla de obtener dinero para reflotar su economía.

 

Línea fina entre el comercio con el Sur y la ideología del Norte.

 

Por décadas La Habana y Pyongyang han compartido la ideología comunista y  comulgado por las mismas causas en organismos internacionales. Cuba ha defendido a Pyongyang cada vez que son presentadas resoluciones en la ONU por torturas sistemáticas, hambrunas, ejecuciones y uso de armamento nuclear.

 

El pasado año Cuba estuvo incluso involucrada en una violación de las sanciones de la ONU contra Corea de Norte, en un polémico caso que comenzó cuando el buque Chong Chon Gang fue detenido en Panamá con armas, entre ella dos aviones de combate MIG-21, ocultos bajo miles de toneladas de azúcar cubana. El gobierno de Raúl Castro se defendió entonces diciendo que se trataba de armas “obsoletas” de la era soviética para que fueran reparadas y luego devueltas a la isla.

 

Pero a lo interno, cada vez es más evidente que Cuba se quiere acercar a Seúl, el archienemigo de Pyongyang.

 

En noviembre del 2014, el hijo de exmandatario Fidel Castro, Alex Castro, confesó a la actriz surcoreana Sun Woo-Sun que disfrutó su telenovela “La reina de las esposas”.

 

La viceministra de Comercio de Cuba, Ileana Núñez Mordoche, en mayo del 2014 participó en una feria en Seúl en busca de inversiones para la agricultura, la alimentación, el turismo, equipos médicos y electrónicos.

 

Y en febrero del 2015 Corea del Sur obtuvo luz verde para hacer negocios con la isla.

 

Pero el suspense en esta tríada lo pone Corea del Sur, que podría acabar con décadas de alianza histórica, política e ideológica que ha unido por décadas.

 

En un avance de lo que podría sobrevenir están las recientes declaraciones del delegado para Occidente de la República Popular Democrática de Corea, Alejandro Cao, quien llama "traición" el histórico deshielo entre Cuba y Estados Unidos.

 

"Cuba está consiguiendo esos avances a cambio de ceder en su sistema socialista y su ideología", dijo Cao en una declaración que fue difundida por el portal hispanopost.com. "Mi opinión personal es que no es correcto, en verdad considero personalmente que es una traición al ideal socialista y revolucionario original", sentenció en perfecto español. [Naturalmente, si es un ciudadano español.- Nota de Cubanálisis-El Think-Tank.]

 

Congreso comunista en Corea del Norte y expulsión de periodistas

 

Tras casi 40 años sin reunión cumbre del partido comunista en Corea del Norte, este lunes finalizo en Pyongyang la cita de los comunistas con el nombramiento de Kim Jong-Un como presidente del Partido de los Trabajadores de Corea. De esta manera se afianza la autoridad del líder supremo. En el congreso, técnicamente el máximo órgano decisorio de Corea del Norte, miles de delegados adoptaron el domingo "impulsar la fuerza nuclear de autodefensa, tanto en calidad como en cantidad", indicó la agencia oficial de noticias

 

Este lunes, tras cinco días de trabajo, fue la primera jornada donde se le permitió a los periodistas extranjeros acceder al recinto, decorado con banderas rojas y doradas con el emblema del partido.

 

Al mismo tiempo se expulsó a tres periodistas de la BBC que fueron detenidos unos días antes por supuestamente "insultar la dignidad" del autoritario país. El corresponsal Rupert Wingfield-Hayes y su equipo estuvieron detenidos desde el viernes.