Cubanálisis  El Think-Tank

                                          RAZONES Y PERCEPCIONES DESDE LAS POSICIONES CASTRISTAS:

                                                                SUS AUTORES, SUS PROPIAS PALABRAS

 

 

Fidel Castro, Venezuela y el futuro

 

El Líder cubano considera que lo que están haciendo en ese país ante las elecciones del venidero 26 de septiembre, “es absolutamente correcto”. Ello dejará su impronta en el destino de la humanidad

 

Noel Manzanares Blanco

 

Referente para el Progreso Es un hecho que ya el compañero Fidel sobrepasó las limitaciones por la zancadilla que le interpuso la vida a mediados del 2006. Como muestra, aparece su presencia tangible en varios escenarios del quehacer revolucionario cubano, incluyendo su constante batallar a favor de nuestros Cinco Héroes antiterroristas secuestrados por el Águila imperial y, a la vez, su convicción profunda de que Antonio, Fernando —cumple hoy 47 años, un cuarto de ellos en prisión—, Gerardo, Ramón y René volverán a la Patria agradecida mucho antes de lo imaginado.

 

Particularmente, hoy por hoy el Máximo Líder de la Revolución Cubana es la personalidad internacional que más está haciendo en la lucha por preservar a la humanidad de un holocausto a través de una guerra y la agresión a la Madre Natura, aspecto que se aprecia en su “Emplazamiento al Presidente de Estados Unidos” y el “Mensaje a la Asamblea Nacional” de nuestro país. A ello hay que agregar sus últimas Reflexiones en torno a la tragedia que vive el hermano pueblo mexicano y las nefastas implicaciones derivadas del pretendido gobierno mundial orquestado por el imperialismo.

 

No obstante, deseo llamar la atención sobre el razonamiento del Comandante en Jefe ante diversas preguntas formuladas en la entrevista concedida a los periodistas venezolanos Vanessa Davies, Andrés Izarra, Walter Martínez y Mario Silva, el 8 de agosto de 2010, divulgada por la prensa nacional y extranjera al día siguiente —Aniversario 65 de la barbarie ocurrida en Nagasaki, Japón, por la bomba atómica que dejó caer el Gobierno de Estados Unidos.

 

Por ejemplo, ante la interrogante “¿Cuáles son las armas ahora para hacer la revolución y cuáles son las armas del imperio?”, no vaciló en responder que el centro se encuentra en divulgar la realidad de lo que va a ocurrir, y dijo “ustedes [en alusión a la prensa] tienen el arma nuclear en las manos, ideológica, y si ganan esa batalla habrán derrocado al régimen, y no harán falta las revoluciones”.

 

Abundando acerca de cuáles son ideas nuevas, las nuevas herramientas para el análisis de las ideas y las formas de relación económica, categóricamente manifestó que no pueden ser capitalistas, porque no vamos a reconstruir otra vez lo mismo. Justo en ese instante le inquirieron “¿Qué es el socialismo para usted ahora, siglo XXI?, a lo que él respondió: “¿Para mí?, el comunismo, el que el propio Marx definió como comunismo: de cada cual según sus posibilidades, a cada cuál según sus necesidades. Claro que estarán por definir cuáles son las necesidades, no las de un avión ni un barco para andar por el mundo pescando y gastando todo el combustible”.

 

Respecto a Venezuela, en la entrevista de marras el propio Fidel consideró que lo que están haciendo es absolutamente correcto, las verdades, la explicación que da Chávez de lo que es el socialismo y lo que significa, lo que ha significado para millones de personas en todos los sentidos, es lo que deben hacer, porque “ustedes qué van a hacer ahora, es lo que tienen que hacer y seguirlo haciendo hasta el final”, de cara a las elecciones del venidero 26 de septiembre.

 

Precisamente con miras a los comicios del próximo mes, quiero hacer un aparte.

 

Según trascendidos de los medios de comunicación en la hermana nación sudamericana, en mayo último el Presidente de la Comisión Permanente de Participación Ciudadana de la Asamblea Nacional, Alfredo Murga, emitió las afirmaciones de la evaluación del 80,1 por ciento del Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Hugo Chávez, en 11 años de Revolución, luego del último estudio realizado en el anterior abril por el Instituto Venezolano de Análisis de Datos (IVAD).

 

Esos medios señalan que Murga dijo que "sería absurdo pensar que un programa tan basto, tan profundo como Barrio Adentro, por ejemplo, no hubiese tenido impacto en la población. Esa es una transformación que difícilmente la podemos medir en la vida cotidiana, solamente la mediremos en términos históricos. Pero, la encuesta refleja la opinión de nuestro pueblo"; mientras aseguró que "el acceso a los servicios médicos, las diferentes misiones del Ejecutivo Nacional y el acceso a la educación, son considerados como los mayores logros del Presidente de la República, Hugo Chávez, por el pueblo".

 

Por su parte, la agencia EFE publicó a finales del pasado junio el resultado de una encuesta realizada por Grupo de Investigación Social (GIS XXI) entre los habitantes del país, que reflejaba que su Presidente, Hugo Chávez, es valorado positivamente por el 60,9 por ciento de la población; al tiempo que el Partido Unido de la Revolución Socialista de Venezuela (PSUV) va casa por casa para dialogar con venezolanas y venezolanos acerca del porqué es conveniente que en las elecciones a la Asamblea Nacional del entrante mes haya un triunfo inequívoco de sus legítimos representantes —so pena de que peligre el nuevo modelo emancipador, bienhechor y dignificador de la Patria de Simón Bolívar.

 

En el orden personal, apuesto a la victoria del PSUV en los próximos comicios a su Parlamento, seguro de que ello contribuirá marcadamente al bienestar del pueblo venezolano y del latinoamericano, así como a reforzar la fe de la humanidad en que un futuro mejor es posible. ¡Que así sea!