Cubanálisis  El Think-Tank

                                          RAZONES Y PERCEPCIONES DESDE LAS POSICIONES CASTRISTAS:

                                                                SUS AUTORES, SUS PROPIAS PALABRAS

 

 

Cuba. El Congreso del PCC y la hora del decoro

 

No se puede seguir apoyando una sociedad semi-igualitaria que tenga el costo de reproducir formas de dominación, sumisión y control opuestas a los ideales de una sociedad libre y emancipada, aunque..

 

Eliecer, Yudelis y Michell por Joven Cuba-Nueva generación, Grupo Martí –Tejeras

 

Se acaban de seleccionar a los mil delegados al Congreso y terminar la discusión de los lineamientos, que recibió el aporte de más de medio millón de propuestas. Las recomendaciones e ideas para mejorarlas todas están expuestas y EEUU complicado en otras aventuras. No hay excusas para evitar el análisis exhaustivo de la experiencia vivida y la creatividad revolucionaria.

 

La mayoría de los pronósticos era que todo iba a la velocidad necesaria y adecuada y la mayoría de los comentarios oficiales, -escritos, radiales y televisados-, que los lineamientos eran brillantes y realizados por los mejores economistas y cuadros del estado-partido-gobierno. No resultó.

 

El persistente y creativo pensamiento revolucionario cubano demostró su valía yha sido factor decisivo en -deseamos ser optimistas aunque sea por última vez- la victoria táctica, parcial y transitoria obtenida, al detener un curso erróneo, contrario a los intereses del pueblo, tal como afirmó Campos. También la voluntad de revolucionarios de sectores en la dirección del país.

 

Pensar una nación soberana, no enmarcada en las opciones del capitalismo o el viejo socialismo estatista con graves deformaciones, es un reto inmenso y difícil pero al que los sectores pensantes de la sociedad cubana no han renunciado, pues saben que pueden perder lo conquistado.

 

Los que ignoran la existencia de ese renovado pensamiento revolucionario en Cuba, o los que lo desean reducir a una o unas pocas personas e ideas inconexas, sin influencias en la sociedad, tienen grave problema para demostrar sus verdades, como veremos mas abajo. Ese sector es policromático, no coincidentes en todo, más fuera que dentro de la academia oficial, pero todos progresistas, todos antiimperialistas y anticapitalistas, la mayoría martianos y marxistas. Sabemos que muchos jóvenes en esos sectores, rechazan la palabra Socialismo por el descrédito que la burocracia le ha dado, nosotros hasta ahora no, pero no tenemos problemas en rechazarla, siempre que cualquier nuevo proyecto integre su contenido emancipador.

 

La historia, es el progreso de la humanidad hacia mayores cotas de justicia, libertad, dignidad y fraternidad entre los hombres y entre estos, las civilizaciones y la naturaleza, llámenles sociedades hacia el socialismo o no, las cuales solo pueden ser aseguradas contra su regresión histórica con una mayor cultura, socialización y democratización de la economía, la política y la sociedad y mayor libertad individual.

 

Y la base de toda nueva concepción civilizatoria y de una nueva nación soberana debe ser clara: No apropiarse del trabajo ajeno, evitar la esclavitud asalariada, democratizar la planificación, trascender la formal y parcial democracia representativa, enfrentar fuertemente toda discriminación. Humanismo superior, respeto a la dignidad humana, dejando claro que sin libertad no puede existir ésta. Conciencia ecológica, cultura de paz, ética y moral superior y hacer de la solidaridad social una virtud.

 

Poder al pueblo y los trabajadores, socialización, democracia y libertad. Los medios que entorpecen los fines deben ser eliminados. Las instituciones y procedimientos obsoletos deben ser cambiados. Las leyes que se interponen a la justicia deben ser derogadas. Una nueva Constitución Socialista es necesaria y el Partido revolucionario debe ser renovado.

 

Al fracaso generalizado de las élites políticas y económicas para hacer realidad estos ideales, demanda una reflexión profunda. La historia y la acción consciente de los hombres, su pasión y dignidad, han demostrado que la libertad humana no se puede enfrentar a la justicia social, ni la dictadura a la democracia. El próximo paso en la escalera del progreso es inevitable. Los pensadores revolucionarios y progresistas cubanos así lo confirman.

 

El llamado Socialismo de estado o Socialismo real fue-terrible decepción para muchos revolucionarios- un modelo cuasi feudal, reduccionista y fragmentario de la teoría emancipadora de Marx y Engels. Un modelo capaz de acelerar la historia económica de muchos países y repartir un poco mejor, pero incapaz de emancipar a los hombres. La caída de ese llamado socialismo en 10 países y su desvío en otros, sin resistencia obrera, lo demostró sin lugar a dudas. Ha sido un fracaso en todos los países que lo han aplicado y es un fracaso en Cuba.

 

No se puede seguir apoyando una sociedad semi-igualitaria que tenga el costo de reproducir formas de dominación, sumisión y control opuestas a los ideales de una sociedad libre y emancipada aunque dé más pan con aceite.

 

Como señalan muchos compañeros. En realidad, en la confusión del río revuelto de la historia, existen muchas tradiciones políticas que se presentan como democráticas pero, defienden órdenes despóticos.

 

La tradición socialista del siglo xx sobrevaloró los derechos sociales sobre los individuales, las garantías materiales sobre las jurídicas, las libertades materiales sobre las formales, y privilegió la democracia «material» sobre la democracia «formal». Al mismo tiempo, Los Pactos Internacionales sobre Derechos Humanos fueron concebidos igualmente desde el principio de «precedencia»: unos derechos deben estar «primero» que los otros. El nuevo socialismo la considera como una integralidad: la democracia es social y es política, es formal y es sustancial. La democracia debería servir para producir un orden justo, no para consagrar la desigualdad, para reparar una injusticia y no para provocarla. La democracia ha de servir para conseguir más justicia y más libertad, no para recortarlas.

 

Como se ha repetido hasta casi el cansancio: en realidad, lo que está en crisis no es un modelo, sino una civilización explotadora, derrochadora, dominadora e irracional, cuyo demonio esencial es el capitalismo, pero también una filosofía neo-platónica y neo- medieval en la que los reyes, los estados y las elites se creen omnipotentes e indispensables. Por tanto, lo que está en crisis es la concepción del socialismo sin socialización y democracia real.

 

El nuevo pensamiento progresista, que intenta rescatar los ideales y renovar el modelo liberador, y los hechos históricos, han derrotado teóricamente la concepción dogmática, estatista y caudillista del sistema y sus portadores: la burocracia. Han combatido igualmente las tendencias pro capitalistas. Causa por la que son ocultados, y combatidos.

 

Los que ignoran la existencia de ese renovado pensamiento revolucionario en Cuba, o los que lo desean reducir a una o unas pocas personas e ideas inconexas tienen grave problema de conocimiento.

 

Las críticas, señalamientos y contribuciones realizadas en los últimos años y especialmente sobre los lineamientos presentados por el PC al pueblo y la militancia dan fe de la vitalidad y profundidad con que los sectores pensantes en Cuba, de todas las vertientes generacional, profesional y ocupacional, avizoran y desean el futuro y se conocen en todas nuestras regiones y universidades.

 

Solicitando disculpas de antemano por desconocimiento u olvido involuntario, solo como pequeña muestra, acá van algunos trabajos especialmente para los delegados  al Congreso… y también para ocultitas interesados, desinformados elitistas o ignorantes.

 

Aproximaciones teóricas al nuevo socialismo y críticas a la situación actual en Cuba.

 

15 Medidas concretas para revitalizar el socialismo en Cuba. Pedro Campos. Cuba sin dogmas ni abandonos. Diez aproximaciones a la transición socialista, Armando Chaguaceda, Cuba: el socialismo y la democracia. Julio César Guanche. El Siglo XXI: posibilidades y desafíos para la Revolución Cubana. Luis Suárez. No se puede reemplazar un proyecto socialista por un capitalismo con “rostro humano*. Aurelio Alonso. Carta abierta a los revolucionarios cubanos. Lourdes Rojas Terol. Cuba: el futuro invisible. Leonardo Padura. Declaraciones. Pablo Milanes... Para los que se niegan a ver. Erik Suárez. Los diez millones cuarenta años después. Yusimi Rodríguez. MUROS. Isabel Díaz Torres. La Revolución ha muerto. Carlos Ignacio Pino Díaz. Revolución – Muro – Más revolución (sin catarsis). Dimitri Prieto. Riesgos de la expansión de empresas no estatales en la economía cubana y recomendaciones para evitarlos.1 y 2. Camila Piñeiro. CUBA. ¿Que es la Proyección de la economía2011-2015”? Félix Sánchez. Corrupción: ¿la verdadera contrarrevolución?  Esteban Morales. El revolucionario riesgo de la verdad. Soledad Cruz. Carta en rechazo a las actuales obstrucciones y prohibiciones de iniciativas sociales y culturales. 70 intelectuales cubanos. ¿Que es Socialismo? Pedro Campos. Oda al Socialismo. Feliz Guerra. El socialismo marxista: ni estatismo, ni despotismo. Carlos C. Díaz. Estas son nuestras razones. Félix Sautié. “Hacia el socialismo o en pos de su negación. Una incursión alrededor de las claves”. Roberto Cobas Avivar. Cuba ante el Alba, Cuando un modelo de sociedad ha llegado a término. Ramón García. Participación y construcción de la subjetividad social para una proyección emancipadora. El caso cubano. Ovidio D Ángelo. La Odisea cubana: tiempo de encrucijadas y protagonismo de trabajadores. Leonel González. Sobre la remodelación económica y social en Cuba. Eugenio R. Balari. Cuba: No tenemos nada que perder como no sea que la revolución se pierda. Colectivo de 12. CUBA. O se impone el espíritu revolucionario en la dirección, o encararemos el dilema inexorable de Marx. Daniel Rodríguez-Tomas Rojas. Ladran Sancho, señal es de que andamos. Luis Sexto. La plaga de la burocracia. Ariel Terrero. Contra los demonios de la información secuestrada. José Alejandro Rodríguez. La tragedia avisada. Leonel González-Carlos C. Díaz. Autogestión Socialista Radulfo Páez. Formas de distribución socialista. Enrique Santana. ¿Dónde está la burocracia? I-2. Miguel Arencibia. El misterio de la Santísima Trinidad. Dr. Esteban Morales Domínguez. “Consenso y Democracia”. Roberto F. García. 50 años de Revolución. Meditaciones y Propuestas desde una izquierda inquieta. Gabriel J. Pupo La tragedia de hacer de la necesidad una virtud y convertir los manuales en Biblia. Cesar L. Méndez y Gabriel González. La izquierda de la Nueva Orden del Temple y sus pecados capitales. Tomás R. Céspedes y Michel Caballero. Sobre los ataques a todo nuevo proyecto socialista Emancipatorio. Ángel Gracia y Daniel Rodríguez. Los errores de los defensores superficiales de la Revolución Cubana. Luís García. Cuba. Evitar el suicidio de la revolución. Mario Gomes-Claudia Fernández-Grisell Hernández. Cuba 2010; parece necesario comenzar una nueva revolución desde abajo. Arnaldo Suárez. La Izquierda y su relación con la revolución cubana. Marlene Azor Hernández.

 

Contribuciones y críticas a los lineamientos.

 

El Congreso debe discutirlo todo. Joven Cuba-Nueva Generación. CUBA: Una mirada socialista a las reformas. Armando Chaguaceda y Ramón I. Centeno. CUBA. Los Lineamientos y las razones que alimentan las dudas. Proyecto Martí-Tejeras. Consideraciones acerca del carácter burgués del Proyecto de lineamientos de la política económica y social. Propuesto por la dirección del PCC. Roberto Fernández Blanco. Democraticemos. No solo hay que cerrar fábricas ineficientes, primero cerrar pensamientos y estructuras caducas. Grupo 5 de septiembre.

 

Cuba. Necesidad de la actualización del Modelo Político Monopartidista. Manuel Orlando Mustelier Ramírez; Hemos solicitado cambios socialistas. Leonel González-Carlos C. Díaz-Orlando Ocaña. La situación actual: la carreta, los bueyes y el camino. Pedro Campos y varios compañeros Crítica a los lineamientos para el VI Congreso del PCC. Yordany Landa de Saá. [Cuba] Aspectos positivos y limitaciones de los lineamientos. Propuestas para su profundización revolucionaria. Izquierda Democrática Socialista Cubana. Y de los sueños… ¿qué? Francotirador del Cauto. Cuba. Convocatoria y lineamientos del Congreso: Insuficientes para el Socialismo. Pedro Campos. Propuestas para el Congreso del PCC. Colectivo de autores Santa Clara. Un brindis por el señor Presidente. Dayrom F. Gil.[Cuba] Apuntes críticos sobre los lineamientos. Grupo Baraguá. Contribución Crítica Sobre Los Lineamientos del 6º CONGRESO del PCC. Ovidio D´Angelo Hernández.

 

Proyecto de lineamiento de la política económica y social. Juan Triana, Yenisel Rodríguez, Rafael Hernández y Guillermo Rodríguez Rivera. Los lineamientos deben ser severamente modificados con la actuación de todos. Alfredo Menéndez .Cuba necesita cambios, pero que nos hagan avanzar y no retroceder. Camila Piñeiro Hanecker. Cuba. La esperanza puede resurgir, la unidad debe mantenerse, y el sueño debe continuar vivo. Colectivo de 12 - . Cuba: El aporte más profundo e integral, realizado desde posiciones de izquierda. César L. Méndez y Gabriel González. Cuba: postrada ante la alternativa socialista revolucionaria. Roberto Cobas. Propuestas para el avance al socialismo en Cuba: Sin socialización y sin democratización, no hay socialismo posible. Pedro Campos y otros compañeros.

 

Esos aportes (3) han combatido las definiciones estrechas y reduccionistas del socialismo como la Planificación burocrática-centralizada, la distribución material igualitaria, partido único, culto a la personalidad y la exclusiva solidaridad estatal internacional. Igualmente, combatido las definiciones erróneas de capitalismo como propiedad privada de cualquier cosa, deseos de bienestar personal, necesidad del mercado y democracia.

 

Ni eso es Socialismo ni eso es capitalismo.

 

CAPITALISMO es explotación de las mayorías por una minoría, explotación de trabajo asalariado, democracia indirecta representativa, enajenación de las personas a cosas, insolidaridad y consumo suntuario. Sea bajo forma dura o blanda, bajo dictaduras militares o socialdemocracia vergonzante.

 

SOCIALISMO es cuando la economía y el gobierno están subordinados a los deseos de la gente, Socialismo es, Socialización real vs propiedad privada, estatal o monopólica en manos de algunos o del estado. Planificación democrática y participativa vs anarquía o planificación burocrática, Estado descentralizado y horizontal vs estado centralizado y verticalista. Cooperativización vs trabajo asalariado; Economía eficiente y racional vs economía derrochadora, subsidiada y/o voluntarista. Democracia directa, plebiscitaria y decisoria vs democracia representativa y designación a dedo. Poder soberano del pueblo vs secuestro de la política y el poder por un grupo. Estado de derecho vs estado por decretos. Transparencia, libertad de opinión vs secretismo, evasión de la realidad y servilismo. Cultura vs instrucción, Solidaridad personal, social, popular y libre vs solidaridad estatal designada. Y en el Socialismo deseable, los objetivos de libertad y pleno desarrollo de cada uno y así de las mayorías, deben ser inviolables.

 

Con esos, o parecidos, valores y principios, tendrá que definirse el nuevo modelo del Socialismo, sin que se convierta en nuevo dogma o religión y siempre abiertos en dirección libertaria y democrática, de acuerdo al cambio científico técnico y las sensibilidades subjetivas de época, de empoderamiento de los trabajadores. Sin ellos nunca la humanidad pasara del reino de la necesidad al de la libertad como deseaba Engels.

 

Como se ha señalado…Es cierto que se sabe poco de cómo construir el Socialismo, pero más cierto que se sabe mucho de cómo NO construirlo. Y no se puede repetir esa experiencia del Socialismo estatista totalitario, cultor de las personalidades, violación de sus propias leyes y violencia desmedida.

 

No se puede permitir un Socialismo que no socializa y solo permite la verdadera democracia para élites y que, o es incapaz de sobreponerse a la estrategia del enemigo de impedir la materialización de los valores e ideales que tanto sacrificio han costado, o constantemente está buscando pretextos para no cumplir con los ideales. Ese socialismo es absolutamente incapaz de triunfar sobre el capitalismo moderno. Ese modelo no conduce a socialismo de tipo alguno.

 

La historia nos ha enseñando eso, no es problema de teorías o palabrerías, como también ella no ha desmentido la advertencia de Martí: “Todo poder amplia y prolongadamente ejercido, degenera en casta. Con la casta, vienen los intereses, las altas posiciones, los miedos de perderlas, las intrigas para sostenerlas.”

 

Por tanto, Los medios que entorpecen los fines deben ser eliminados. Las instituciones y procedimientos obsoletos deben ser cambiados. Las leyes que se interponen a la justicia deben ser derogadas. Una nueva Constitución Socialista es necesaria y el Partido revolucionario debe renovar la teoría acorde a las enseñanzas de la historia y las demandas del mundo de hoy… y ser renovado.

 

Estos elementos tienen que ser tratados por los delegados al Congreso y la conferencia. Sin ellos no se tendrá ni siquiera una economía sustentable y eficiente y menos una sociedad deseable.

 

José Martí sentenció: “Cuando hay muchos hombres sin decoro, hay siempre otros que tienen en sí el decoro de muchos hombres. Esos son los que se rebelan con fuerza terrible contra quienes roban a los pueblos su libertad, que es robarles a los hombres su decoro. En esos hombres van miles de hombres, va un pueblo entero, va la dignidad humana''.

 

Cuba está en un momento histórico crucial. Cuba está en un nuevo momento de decoro, confiamos en que los recién electos mil delegados al Congreso hagan honor a él. Las recomendaciones e ideas para mejorarlo todas están dichas y nadie puede ocultar la contribución de los intelectuales, académicos trabajadores y estudiantes cubanos. Tienen nuestro último voto de confianza.

 

Deben elegir entre desarrollar la socialización y la democracia o mantener el status quo actual o restaurar, aunque sólo sea en parte, el capitalismo. Si los dirigentes revolucionarios se niegan a evolucionar, si los delegados al Congreso no cumplen con su deber revolucionario, serán condenados no solo por la historia, si se niegan serán derrocados por el capital, o como les sucedió a los anteriores combatientes de la independencia en 1933, por las nuevas generaciones revolucionarias.

 

Viva Cuba libre y con un nuevo Socialismo.

 

Nota 1. Cuba: Fracaso táctico del intento de imponer estrategias neoliberales. Pedro Campos. El oportuno trabajo de Campos demuestra que si es posible actuar e influir. Y deja claro que se ha actuado en todos los espacios posibles, en primer lugar dentro de los mecanismos y organizaciones establecidas.

 

Campos parece estar claro que queda mucho por andar no solo para derrotar definitivamente una política errónea sino para implementar la correcta, y reconoce explícitamente potencialidades revolucionarias que aún perduran en la dirección, pero debe sentirse satisfecho con la victoria de la acción, que como apunta, esta lejos de ser solo teórica, que es de muchísimos, pero se le debe mucho también a él y sus compañeros, cuestión que cualquier pensamiento decente tiene que reconocer al leer Propuestas para el avance al socialismo en Cuba: Sin socialización y sin democratización, no hay socialismo posible. 

 

Por cierto, Campos acaba de anotar otro avance: el gobierno cubano acaba de establecer la paridad entre el CUC y el dólar, algo propuesto por Campos en el 2007 en sus 15 medidas concretas para revitalizar el socialismo en Cuba. Al parecer Dios está alumbrando a los "Elpidio Valdés" y a sus amigos en el gobierno.

 

Nota 2. Al igual que los medios impresos Temas, o Espacio Laical, los boletines digitales nacionales cubanos Observatorio Críticos SPD, e IDS y la Página digital Internacional Kaosenlared se han convertido en vehículos indispensables para cualquier estudioso de las ideas revolucionarias en Cuba a partir del 2005. Las canciones, obras de teatro, programas humorísticos de numerosos artistas, películas del cine cubano e incluso artículos en Juventud Rebelde también han contribuido a la toma de conciencia.

 

Nota 3. Debe reconocerse la decisiva contribución de la izquierda internacional y de la amplia izquierda cubana y de personas progresistas en el mundo, incluyendo EE.UU. Incluso agradecer a adversarios que han llamado la atención sobre cuestiones intolerables en nuestro modelo y contribuido a tomar conciencia de ellas. La amplitud de miras y objetividad de análisis acompañan igualmente a corresponsales de prensa extranjeras como BBC-Reuter e IPS