Cubanálisis - El Think-Tank

    LA PRENSA INDEPENDIENTE CUBANA

 DESDE EL CAIMÁN

.

Cubanálisis - El Think-Tank abre un espacio más a los heroicos y decididos profesionales que desde dentro del monstruo enfrentan innumerables y continuas presiones para ejercer cada día su derecho a expresar sus opiniones. No se publicarán materiales donde los autores no se identifican con sus nombres reales o no residan en Cuba. El único criterio restrictivo es la calidad: materiales escritos con rigor profesional se publican, aunque Cubanálisis - El Think-Tank no comparta necesariamente opiniones vertidas en dichos artículos.

 

Más de lo mismo

Eduardo Martínez Rodríguez, en Primavera Digital

El Cerro, La Habana.- Por estos días hay poco de qué hablar en esta isla pues todo parece estar en un marasmo demasiado tranquilo donde se escucha poco sobre el accionar de la Resistencia dentro de la nación, entre otras muchas cosas. Se escucha tan poco sobre todo que por ejemplo no se ha informado nada más sobre el accidente aéreo de mayo pasado ni sobre la única sobreviviente sobre la cual suponemos continúe viva, pero los medios nacionales parecen estar ordenados a callar al respecto.

De lo único que se habla es sobre el efecto que ha generado la salida a la calle de la Propuesta de Nueva Constitución. En nuestra TV se reportan reuniones donde se critica esto o aquello, o se proponen cosas siempre intrascendentes para la vida nacional, por lo menos hasta donde muestran nuestros noticiarios. Nadie sale cuestionando las razones para que un Partido Político, sea el que sea, se mantenga dirigiendo la vida nacional cuando en sesenta años no ha demostrado poder desarrollar al país y avanzar un poco más allá de las dádivas y limosnas internacionales de Rusia, Venezuela, etc. Las verdaderas cuestiones trascendentes en apariencias no se aluden. También nos preguntamos cómo van a participar los cubanos en el extranjero, cómo se autenticarán sus nacionalidades y sus propuestas. ¿Vendrán a Cuba? Se supone sea lo lógico.

Además cómo podremos verificar cuánto de lo planteado se ha llevado realmente a la propuesta que se votará. Uno de los principales temas sobre los cuales se ha tratado es sobre los salarios cuando el costo de la vida está muy por encima de la capacidad adquisitiva de los trabajadores, sobre la doble moneda que deberá eliminarse este año, pero sobre lo cual existe silencio absoluto por parte de las autoridades.

Mientras tanto nos entretenemos en esperanzarnos con las muy remotas posibilidades de que nuestra próxima Carta Magna mejore nuestra existencia en algunos sectores, continúan las enormes carencias y la vida se hace cada vez más difícil para los internos en esta Dictadura del Proletariado cuando las tiendas en cualquier moneda están casi vacías, escasea la leche, el detergente, los jabones y demás artículos de aseo y de primera necesidad, y un gran etcétera.

Nadie habla de esto. Nuestros medios hacen mutis al respecto. Mientras tanto nos acercamos al inicio del nuevo curso escolar en medio de un calor terrible y desconcertante que pone a la población de a pie, agregando a los estreses de la vida diaria, violentos y agresivos con el prójimo.

Canel y comparsa continúan viajando por toda la isla revisando cada detalle, pero hallando poco de la realidad cuando avisan de las visitas como para no tener que chocar con los problemas y cuando algún valiente y conocido como Elio Orovio, el Historiador de Holguín, se atreve a decir algo al aire al respecto, le retiran su programa local y de seguro lo califican como no persona, o paria oficial.

En eso nos entretenemos en estos días. Nos dan esperanzas, pero creo que preferiríamos que, como gesto inmediato de buena fe, se eliminara el Cuc y se implantara un salario mínimo de dos mil quinientos cups al mes.

Existe economía para esto, pero el gobierno tiene que redirigir hacia dónde van los recursos que producimos y destinarlos únicamente al pueblo y a su bienestar, no a financiar los estudios a decenas de miles de extranjeros incluyendo a personas de países ricos como los Estados Unidos, o a gastar millones en moneda fuerte en operaciones milagreras de propaganda política de nuevo tipo por todo el tercer mundo destinada a hacernos lucir grandiosos a costa de no tener nosotros medicinas, alimentos, transportes, etc, y a fabricar una Quinta Columna de reserva en estos países que nos debiera defender llegado el momento; por solo citar dos ejemplos de gastos que se le sacan del bolsillo a los nacionales de a pie.

Entonces podríamos comenzar a ver al nuevo gobierno con mejores ojos mientras las esperanzas estarán un poco más fundadas.

Por lo pronto la futura constitución parece un mal chiste incluso mal redactado cuando asume que podrán existir millonarios sin propiedades, pero ya deben de haber muchos comunistas convencidos que habrán propuesto eliminar este medio cambio. Veremos si estamos medio en lo cierto y hasta qué punto varía la propuesta que no sea tan solo más de lo mismo.