Cubanálisis - El Think-Tank

    LA PRENSA INDEPENDIENTE CUBANA

 DESDE EL CAIMÁN

.

Cubanálisis - El Think-Tank abre un espacio más a los heroicos y decididos profesionales que desde dentro del monstruo enfrentan innumerables y continuas presiones para ejercer cada día su derecho a expresar sus opiniones. No se publicarán materiales donde los autores no se identifican con sus nombres reales o no residan en Cuba. El único criterio restrictivo es la calidad: materiales escritos con rigor profesional se publican, aunque Cubanálisis - El Think-Tank no comparta necesariamente opiniones vertidas en dichos artículos.

 

Un nuevo gobierno de difuntos y flores

Juan González Febles, Primavera Digital

Lawton, La Habana.- Todo parece indicar que la vieja dictadura castrista se maquilla y prepara para su más grande performance política.

No se trata de algo novedoso. Una vez más, engañará a su amado enemigo del Norte, a despecho de que este, -con sus nuevas políticas- parece haber conseguido escurrirse de las seculares acusaciones de ser el único mega-culpable del desastre doméstico concebido y realizado por el siempre “heroico e invicto” líder histórico del desastre nacional.

De vuelta a sus orígenes y rebasado el socialismo real como inviable en todas las partes del mundo que sufrieron tan deplorable experiencia, solo queda la fórmula totalitaria iniciada por el líder del Partido Nacional Socialista de los Trabajadores de Alemania, Adolfo Hitler y su contrapartida italiana, Benito Mussolini, tan revolucionario y socialista como el primero. ¡Bueno, y como todos los demás!

El viejo gobierno de difuntos y flores castrista mutó a un capitalismo de estado de corte nazi-fascista, pero siempre nacional, socialista y revolucionario. Y así firma algunas entre sus declaraciones, “gobierno revolucionario”, que será en breve financiado desde los Estados Unidos, gracias a sus agentes de influencia y compañeros de viaje sembrados por allá desde hace más de cinco décadas.

Pronto en el tránsito al fascismo que viene, habrá violencia -estilo ruso- y corrupción, que aunque nunca faltó, crecerá en proporciones nunca vistas, promovida desde el Partido Único, denominado y auto nombrado “fuerza directriz”, solo que de lo peor de nuestra “sociedad” y de donde emergen invencibles los corruptos que han protagonizado cada escándalo de corrupción conocido hasta el presente. Porque hay que reconocer que no existe episodio de corrupción conocido e incluso desconocido en Cuba en que no estén presentes afiliados al Partido Único y minoritario.

Además de lo expuesto anteriormente, los herederos sin gloria de la corona fascista castrista, vivirán sin tapujos la vida versallesca que viven en el presente, ocultos con mayor o menor discreción. Por fin, ya pasaron a la Jet Set internacional y ya se preparan para saltar de las páginas amarillas y aburridas de la prensa oficial, a las floridas páginas de Hola, Rolling Stone, Playboy, etc.

Esta vida dulce y opulenta la ganaron con los “ahorros” hechos honradamente por sus padres, que han vivido -de acuerdo con la versión oficial- los últimos 56 años del “fruto honrado de su trabajo y salarios”.

En fin, habría que preguntarles a los historiadores oficiales como quedará en el futuro aquel histórico “tiburón que se moja pero salpica”, en comparación con nuestras insaciables y voraces pirañas verdeolivo del Caribe, que lo devoran todo y no salpican a nadie.

Es casi seguro que si los ayer amados enemigos del Norte y hoy futuros partners de negocios, lo aprueban, renacerán vigorosas flores y difuntos representativos para tan vieja dictadura y su nuevo gobierno.

La nueva prensa semioficial moderará la piñata y la auténtica e independiente -USAID mediante- no existirá.

Todo marcha bien. A fin de cuentas, el peligro para la Seguridad Nacional estadounidense está bosquejado en la inteligencia y estrategia sagaz de Nicolás Maduro y la Venezuela chavista. Entonces, la dictadura cubana es inofensiva. Lo es, tanto como la Oposición-USAID por allá consagrada, desde esas rutas sinuosas que parten desde Villa Maristas y se pierden en intrincados vericuetos por Miami, Madrid, Washington y hasta donde se desarrollan los …colmos, ‘a medias’. ¡Que así sea!