Cubanálisis - El Think-Tank

    LA PRENSA INDEPENDIENTE CUBANA

 DESDE EL CAIMÁN

.

Cubanálisis - El Think-Tank abre un espacio más a los heroicos y decididos profesionales que desde dentro del monstruo enfrentan innumerables y continuas presiones para ejercer cada día su derecho a expresar sus opiniones. No se publicarán materiales donde los autores no se identifican con sus nombres reales o no residan en Cuba. El único criterio restrictivo es la calidad: materiales escritos con rigor profesional se publican, aunque Cubanálisis - El Think-Tank no comparta necesariamente opiniones vertidas en dichos artículos.

 

Heces revueltas y socialismo sostenible

Juan González Febles, Primavera Digital

Lawton, La Habana.- Un trabajo publicado en la edición del 29 de abril de la revista Bohemia y firmado por Lázaro Barredo Medina, uno de los más abyectos figurones en los medios oficiales de prensa, quien es además un cortesano leal de la familia real castrista y que de acuerdo con el estilo del momento, mantiene un hijo o es mantenido por un hijo desde tierras del imperio, aborda el tema de los conculcados e irrespetados Derechos Humanos en Cuba.

El trabajo se titula, “El techo de vidrio de los yanquis” y su autor establece una comparación muy tendenciosa y manipulada, que como conclusión, no aporta nada nuevo. El régimen militar totalitario castrista, desde el infausto 1ro de enero de 1959, revuelve heces y crea divisiones. Primero crearon un espejismo de racismo institucional que nunca existió en Cuba. Para recordar, digamos que en el Ejército Libertador Mambí, hubo más generales negros que en el manigüero ejército rebelde de los Castro, comandantes de esa etnia.

La lamentable guerrita de los independientes de color, a principios del siglo XX estuvo vinculada con la ley propuesta en el senado de aquella república por Martín Morúa Delgado, (senador, negro y además presidente del senado) que proscribió de forma sabia y racional el surgimiento de partidos basados en segregaciones y promociones de corte racial. Leyes como esta existen en estados de derecho y democracias reconocidas a lo largo del mundo.

En aquella república cubana tan satanizada por el castrismo, hubo muchos senadores negros y mestizos. Hubo además emprendedores que crearon riquezas como Alfredo Hornedo, entre otros relevantes ejemplos. El racismo institucional a que hace referencia la propaganda oficial del régimen fue creado en 1959 para el servicio de este régimen. Luego crearon la homofobia que nunca existió en Cuba antes de 1959. Esta fue elevada a categoría de política de estado, con la creación de las UMAP.

En seguimiento de órdenes recibidas, Barredo desconoce que entre la tropa manigüera castrista, con grados de general, aunque sin batallas, sobran primates que rechazan que sus hijos e hijas se vinculen sentimentalmente con negros y mestizos. Pero el Sr. Barredo pasa por alto estas verdades y prefiere denostar al hoy querido y necesario “enemigo imperialista” del Norte. De paso lo hace con los opositores y disidentes y en lugar relevante ganado a golpe de coraje y entrega, las Damas de Blanco.

Barredo juega con muchos desconocimientos, como el desconocimiento -interesado o no- que existe a lo largo del mundo sobre la esencia del término totalitarismo y sobre la ingeniería social que este despliega para su sostenibilidad. Lo que el régimen militar totalitario castrista llama socialismo, es solo la fachada para enmascarar el control absoluto que ejerce sobre vidas y haciendas Cuba adentro.

A ese engendro que llama “socialismo”, no lo ha hecho, no lo hace y no le hará próspero, ni el Ministerio de la Industria Básica, el Ministerio de la Industria Ligera, el de la Alimentaria, Agricultura, Turismo, etc. Pero sostenible si ha sido. Lo han hecho y lo hacen sostenible, el Ministerio de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, el Ministerio del Interior, el Ministerio de Justicia, la Fiscalía General de la República y las asociaciones de delatores, porristas, etc., creadas por este régimen a partir de la brutal represión que ejercen contra la nación y el pueblo cubano, privados de todos sus derechos. Veremos hasta cuando dura.

Comparar las posibilidades, derechos y libertades que ofrecen los Estados Unidos a sus ciudadanos y hasta a los residentes y viajeros de paso, con la atmósfera represiva y viciada impuesta en Cuba por la horda verdeolivo, retrata de cuerpo entero a este cortesano de segunda, dispuesto siempre a cumplir las órdenes recibidas de abyectos aún más viles, aunque mejor ubicados en la pirámide de la corte castrista.