Cubanálisis - El Think-Tank

    LA PRENSA INDEPENDIENTE CUBANA

 DESDE EL CAIMÁN

.

Cubanálisis - El Think-Tank abre un espacio más a los heroicos y decididos profesionales que desde dentro del monstruo enfrentan innumerables y continuas presiones para ejercer cada día su derecho a expresar sus opiniones. No se publicarán materiales donde los autores no se identifican con sus nombres reales o no residan en Cuba. El único criterio restrictivo es la calidad: materiales escritos con rigor profesional se publican, aunque Cubanálisis - El Think-Tank no comparta necesariamente opiniones vertidas en dichos artículos.

 

En el 67 aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos

Rogelio Travieso, en Primavera Digital

Cerro, La Habana.- El pasado 10 de Diciembre se cumplieron 67 años de la aprobación por la Asamblea General de Naciones Unidas de la Declaración Universal de los Derechos Humanos.

Todos los seres humanos nacen con derechos y libertades fundamentales, iguales e inalienables.

Las Naciones Unidas tienen el compromiso de apoyar, fomentar y proteger los derechos humanos de todas las personas.

En Cuba, la conmemoración fue utilizada por el régimen para enfrentar a los cubanos, provocando que se violara el artículo # 1 de la declaración.

Como bien se fundamenta en el artículo #2: “Toda persona tiene todos los derechos y libertades proclamados en esta declaración sin distinción de raza, color, sexo, idioma, religión, opinión política o de cualquier otra índole”.

Además, este artículo deja muy claro que no se hará distinción alguna fundada en la condición política, jurídica o internacional del país o territorio de cuya jurisdicción dependa una persona.

Según el artículo #3, “todo individuo tiene derecho a la vida, a la libertad y a la seguridad de la persona”. De qué libertad y de qué seguridad, se puede hablar en Cuba, si de acuerdo a la Constitución y las leyes, lo que no es delito, está prohibido. A los que lo duden, los invitamos a que lean la Constitución cubana.

El artículo #4 de la declaración señala que nadie estará sometido a esclavitud y servidumbre. ¿Qué nombre se le puede dar a la función que realizan las Bolsas de Contratación, las cuales violan las regulaciones de la Organización Internacional del Trabajo? ¿Qué decir de los trabajadores de la salud, que prestan sus servicios en distintos países para que el estado cubano se apropie de la mayor parte del pago por su labor?

El articulo #5 dice: “Nadie será sometido a torturas ni a penas o tratos crueles, inhumanos o degradantes”. ¿Cómo catalogar lo que ocurre domingo tras domingo contra las Damas de Blanco, y los miembros de las organizaciones de Derechos Humanos y periodistas independientes que las apoyan en sus marchas? ¿Qué calificativo dar a la violencia desplegada contra estos pacíficos cubanos el pasado 10 de Diciembre? Frente a Coppelia, en esquina de las calles L y 23 el oficialismo movilizó hasta niños. También movilizaron niños y mayores para el Parque Ghandi, por si las Damas de Blanco y los opositores acudían al lugar, atacarlos como acostumbran.

¿Acaso ya se olvidó que en varias ocasiones han sido detenidos opositores por distribuir la Declaración de Derechos Humanos?

El artículo #6 dice: “Nadie podrá ser arbitrariamente detenido, preso ni desterrado”. Los órganos represivos, cada vez que lo estiman oportuno, detienen, advierten o amenazan a los opositores para evitar su participación en cualquier tipo de actividad pacífica a favor a los derechos humanos.

En Cuba, donde no hay división de poderes, es violado habitualmente el artículo 10 de la Declaración Universal de Derechos Humanos. El estado totalitario hace que al Poder Ejecutivo todos le teman, el abogado defensor, el fiscal y el juez. No hay independencia. El abogado, por temor, apenas te defiende, el fiscal te acusa, y el juez te condena. El ciudadano es totalmente indefenso.

El artículo 12 establece, que nadie será objeto de injerencias arbitrarias en su vida, su familia, su domicilio o su correspondencia, ni de ataques a su honra o a su reputación. Toda persona tiene derecho a la protección de la ley contra tales injerencias o ataques. Las autoridades cubanas y los disidentes conocemos perfectamente, que lo planteado en este artículo es violado cada vez que a las autoridades se les antoja.

En el artículo 19 se establece el respeto a la libertad de opinión y expresión. Este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión. Pero el artículo 53 de la Constitución de la República de Cuba se contrapone totalmente al artículo #19 de la Declaración Universal.

El gobernante Raúl Castro Ruz expresó en Naciones Unidas que “los Derechos Humanos son una utopía”. Eso se debe a la excluyente Constitución cubana, la que no permite que se respeten a esos derechos.

Es inconcebible que poco más de medio millón de personas pertenecientes al único Partido reconocido, el Partido Comunista, sea “la fuerza dirigente superior de la sociedad” y decida los destinos de más de once millones de cubanos.

Por mal camino va Cuba. Somos un pueblo avejentado, las mujeres no quieren parir, los jóvenes se marchan y otra inmensa cantidad de cualquier edad, quieren marcharse también. La inmensa mayoría estamos cansados de más de lo mismo. Los más viejos estamos desencantados: prácticamente, solo nos queda es morirnos.

No soy apocalíptico, pero si los cubanos no son capaces entre todos y el liderazgo histórico de la aun llamada revolución, los que aún quedan, de contribuir para resolver la crisis nacional, el final será muy peligroso.

La actual Constitución demostró ser un fracaso. El PCC, como fuerza superior de la sociedad, fracasó también.

Venezuela es una prueba de que los pueblos se cansan de que los utilicen y engañen. En Cuba, la situación es mucho peor: son demasiados años. Este sistema demostró que no tiene futuro.