.

Cubanálisis - El Think-Tank abre un espacio más a los heroicos y decididos profesionales que desde dentro del monstruo enfrentan innumerables y continuas presiones para ejercer cada día su derecho a expresar sus opiniones. No se publicarán materiales donde los autores no se identifican con sus nombres reales o no residan en Cuba. El único criterio restrictivo es la calidad: materiales escritos con rigor profesional se publican, aunque Cubanálisis - El Think-Tank no comparta necesariamente opiniones vertidas en dichos artículos.

 

“El fraude vino de arriba”

Ministerio de la Educación Superior declara nula prueba de ingreso de Matemática, realizada en La Habana el martes 6 de mayo

Ernesto García Díaz, en Cubanet

LA HABANA, Cuba.- Denuncias recibidas por diversas vías ante las instancias educativas del país, sobre un fraude académico de gran envergadura, llevaron a las autoridades a actuar de forma inmediata en la búsqueda de evidencias.

Iniciadas las pesquisas el propio día seis de este mes, según anunció ayer la prensa oficialista, se pudo determinar la veracidad de los hechos, conociéndose que la prueba de ingreso de Matemática se filtró y llegó a estudiantes de varios preuniversitarios de la capital.

Luego de varios días de investigación, se ha podido determinar que personas inescrupulosas las sustrajeron los exámenes a pesar de las medidas adoptadas y que en el caso de La Habana, la prueba de Matemática estuvo en manos de un grupo de estudiantes, quienes la obtuvieron por distintas formas, incluyendo acciones lucrativas. Al cierre de la noticia oficial, se había logrado detener a tres profesores de la enseñanza preuniversitaria involucrados en los lamentables hechos.

Por las consecuencias del fraude y por la relevancia del proceso de las pruebas ingreso a la educación superior, se determinó anular los resultados de la prueba realizada en la provincia de La Habana.

Con tal motivo, el mencionado Ministerio repetirá la prueba de Matemática a todos los optantes por el ingreso a la educación superior en la provincia de la Habana el lunes 26 de mayo del 2014, a las 9 de la mañana, en las mismas instituciones donde se realizaron los exámenes.

Entrevistado un profesor del preuniversitario “Tomás David Arroyo Valdés”, del Vedado, que no quiso dar su identificación, por las razones de la gravedad del momento, a este reportero le manifestó:

 “El fraude no viene de abajo, porque a los Institutos nos llegan las pruebas minutos antes de su aplicación; los exámenes vienen en carros especiales; se han tomado muchas medidas para evitar este flagelo del fraude escolar. Lo que no quieren es decir desde donde comenzó el hecho. Ahora todos los profesores quedamos en entredicho”.

En similar posición, una profesora del Instituto de Ciencias Exactas “Vladimir I. Lenin”, señaló:

 “Las pruebas las confeccionan a nivel nacional; los poligráficos o imprentas del sistema de educación las imprimen, después las distribuyen por provincias y municipios y al final llegan a los preuniversitarios, custodiadas. El fraude comenzó desde arriba. Que digan la verdad de todo, simplemente, con nombres y apellidos de profesores, alumnos y funcionarios o empleados implicados. Deben hacerlo así; es la única manera de que se conozca la verdad y se respete la etica de muchos educadores”.

Finalmente, las autoridades consignaron que “continúan las investigaciones y se adoptarán las medidas previstas en la legislación cubana con los implicados de tan reprobables hechos. Hechos de esta naturaleza que afectan el prestigio del sistema educacional cubano defendido con honestidad por la mayoría de maestros, profesores, estudiantes y familiares nunca quedarán impunes”.

El organismo rector tomó la decisión de sustituir, además, los temarios de las pruebas de Español e Historia que se iban a aplicar en La Habana.

En el 2013, en el onceno grado, sucedió algo similar, precisamente en el examen de Matemática, también en la capital, cuyos autores fueron sancionados. En aquel caso los autores fueron dos profesores de un instituto preuniversitario del municipio Arroyo Naranjo y una trabajadora de una imprenta del Cerro; han sido acusados por el gobierno de robar el examen y venderlo a los estudiantes en un preuniversitario de La Habana.

 

 

Cubanálisis - El Think-Tank

    LA PRENSA INDEPENDIENTE CUBANA

 DESDE EL CAIMÁN